Hoyo negro.

A todos les ha pasado. A mi me pasa a diario. Es un sentimiento de presión en el pecho que luego se siente como un vacío. Un barril sin fondo. Puede pasar por cualquier cosa y en mi caso evoluciona con los años. Cuando era niña sólo sentía la presión y era por que sabía que me iban a regañar por alguna travesura. Pero cuando conocí el enamoramiento conocí el vacío. Pasa cuando quieres a alguien tanto que duele. Cuando lo ves caminando, cuando publica un tweet, cuando escuchas su nombre. Cuando piensas en él. Cuando sabes que las cosas no van a ser como tu esperabas y que nunca lo serán. Es un sentimiento inevitable. He aprendido a lidiar con la presión, pretendo estar contenta y se va poco a poco... Es algo que solo una ilusión puede llenar. Pero tienes que alimentar el hoyo negro dentro de tí para que no te consuma por completo. Espero poder encontrar la solución definitiva al hoyo negro algún día. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Cartas vol.7

Madrigueras 3000

Chiquititito.